En invierno, aún siendo la estación más fría, tenemos que seguir haciendo labores en nuestro jardín o terraza, no sólo para la venida de la primavera sino también para disfrutar de aquellas plantas que tienen su floración en esta estación y que no dejan de maravillarnos.

Vamos a dar algunos consejos que os ayudarán a cuidar y mejorar el jardín:

Pensamientos
Pensamientos
abonado
abonado
rosal
rosal
ardisia (Copiar)
ardisia (Copiar)
Brezo (Copiar)
Brezo (Copiar)
brezo2 (Copiar)
brezo2 (Copiar)

Podemos plantar arboles y arbustos a raíz desnuda (hoja caduca) como rosales y árboles frutales.

No deben plantarse cuando haga mucho frío. Si la temperatura ronda los 0 ºC, déjalo para más adelante.

Si ya tenemos árboles y arbustos y queremos trasplantarlos, esta es la mejor época. La excepción la encontramos en las palmeras, esta labor la realizaremos en verano.

Es también el momento de podar los árboles y arbustos caducifolios (árboles frutales y rosales). No conviene podar las plantas que florecen en primavera porque le quitaríamos las yemas de flor. Aunque sí debemos eliminar las ramas y hojas secas (poda de limpieza).

Repasa los tutores de árboles y arbustos y los soportes de las plantas trepadoras. También hay que acolchar el suelo al pie de las plantas con mantillo para reservar sus raíces y cuello de las inclemencias del tiempo.

Aporta a la tierra materia orgánica, estiércol, mantillo, turba, guano… para enriquecerla, pero no utilices fertilizantes minerales nitrogenados. Hay que eliminar la vegetación espontánea, escardar y recomponer la tierra para después aportarle la materia orgánica.

Si tienes chimenea guarda la ceniza para fertilizar la tierra, son ricas en potasio. Pero no te excedas porque podría ser perjudicial.

Coloca tus plantas de interior cerca de ventanas, para que puedan tener más luz en estos días cortos de invierno. Retíralas de zonas con estufas y calefactores.

Los riegos han de ser espaciados, pero no debes olvidar pulverizarlas para mantener la humedad. La calefacción seca mucho el ambiente.

Si el agua sale demasiado fría del grifo puedes regar con agua tibia.

Para ayudar a que el jardín o la terraza tenga un bonito colorido en esta época del año, os proponemos algunas especies de fácil mantenimiento:

Ardisia (Ardisia crenata): arbusto perenne con flores blancas y aromáticas que salen en verano. Estas se transforman en unos frutos de color rojo intenso en invierno. Son ideales tanto para interior como exterior, pero no soportan el sol directo.

Brecina (Calluna vulgaris): arbusto perenne con pequeñas flores de color lila más o menos intensos que aparecen desde finales de verano hasta el invierno. Deben colocarse en zonas sombrías y húmedas. Si la podamos en primavera se pondrá frondosa.

Ciclamen (Cyclamen persicum): planta vivaz con raíz bulbosa y vistosas flores que van desde el blanco al púrpura. Su época de  floración es en otoño, invierno y primavera. El ciclamen florece mejor si está en un macetero pequeño.

Pensamiento (Viola tricolor): Planta herbácea anual, flores con cinco pétalos aterciopelados. Florecen desde el otoño a la primavera. Usada mucho en jardinería por el espectacular colorido de sus flores y su resistencia al  frió y las heladas.

Sigamos disfrutando de un maravilloso colorido durante los meses de invierno.